Hollow Knight [Review]

Título: Hollow Knight.
Género: Accion, Aventura, Plataformas, Metrodvania.
Desarrollador: Team Cherry.
Editor: Team Cherry.
Fecha de lanzamiento: 24/02/17.
Precio: $14,99.
Plataformas: PC.
Disponible en:  Steam.
Review: Basada en una copia de prensa, proporcionada por Team Cherry.

Team Cherry se introduce en la industria de los videojuegos por todo lo alto con su más reciente producción. Hollow Knight, un título que nació gracias a una campaña de Crowdfunding en Kickstarter con un presupuesto algo ajustado, pero esto no lo limito en ningún momento. Team Cherry siempre tuvo una visión muy clara de que tipo de producto deseaba entregar, y gracias a su gran ambición, Hollow Knight es la pequeña obra de arte que hoy tenemos entre manos. Un producto de una calidad inigualable, que se mide entre los pesos pesados del género.

Hollow Knight es un juego que se mide en tres factores, la profundidad, el misterio y la ambición, estos son los cimientos que magnifican su propuesta. El afán por crear una experiencia completa que permita sorprender al espectador tantas veces como sea posible. No existen muchos juegos que salgan bien parados de esto, por lo general la mayoría termina cayendo en un bucle, un loop de repeticiones extenuantes, pero este no es el caso. Hollow Knight presenta un mundo de insectos repleto de misterios y secretos, y cuando pensamos que hemos visto todo, demuestra que aún tiene cosas escondidas bajo su estética tan cautivadora.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Hollow Knight nos pone bajo el control de un pequeño y misterioso caballero que se abre camino a Hallownest, un extraño reino de insectos. Un lugar para buscar riquezas, la gloria o quizás hallar las respuestas a viejos y olvidados secretos que forjaron aquel misterioso mundo. Por desgracia aquel imperio que una vez vivía en la plenitud se ha visto infectado y apoderado por el descontrol y la malicia, esta se ha propagado a todos sus inmediaciones. De este modo, Hollow Knight narra una historia algo criptica con propósitos cuestionables. Una de las primeras sensaciones que genera su mundo es la desorientación, es sencillo perderse en aquel mundo y no saber exactamente que hacer o a donde ir (tal y como sucede en la saga Dark Souls). Por suerte la libertad es una de sus principales características y sus escenarios están totalmente interconectados con una gran cantidad de atajos, es simplemente soberbio ver como la ciudad de Dirthmouth y los caminos olvidados que yacen debajo sirven como principal interconexión para el resto de locaciones.

Además la variedad invade a cada zona, ciudad con un estilo tétrico, cuevas que brillan al compás de una luciérnaga, jardines y bosques envueltos por espinas. Hollow Knight es extensamente diverso en su diseño de escenarios. En todo momento nos sorprende con algo nuevo y estos no solamente cumplen una función de encanto visual, también aportan su grano a la historia, ya que establecen una pauta muy abstracta para desarrollar su trama. En cierta forma se decanta por un lenguaje visual, los ítems y objetos que abundan en aquel mundo por más comunes que estos sean, forman parte de la narración e introducen un Lore repleto de misterios y recuerdos de un mundo olvidado. También existen ciertos NPCs con los que es posible dialogar y conocer un poco más de aquel reino olvidado, pero si deseamos conocer todo lo que Hollow Knight tiene para ofrecer es necesario explorar hasta el más mínimo detalle y leer cuantas cosas encontramos, ya que como dije anteriormente, es un conjunto de mini historias que afianzan un logro mayor.

Hollow Knight se presenta como un título de acción y aventura que toma como principal fuente de inspiración al emblemático Metroid, pero al mismo tiempo comparte ciertas referencias y puntos de interés con otros títulos más actuales como Ori and the Blind Forest o Salt and Sanctuary en el desarrollo de su sistema jugable. Sin embargo, el combate no llega a la profundidad de este último. En Hollow Knight solo existen dos armas de combate cercano; Nail y Dream Nail. Como es de esperarse, ambas cumplen funciones totalmente distintas. Por un lado, la Nail es el arma común y básica que utilizaremos durante toda la aventura para derrotar enemigos, mientras que la Dream Nail permite explorar la mente de nuestros adversarios conocer sus oscuros pensamientos y de la misma forma invadir sus entes y librar implacables batallas.

Aunque esto no siempre será algo necesario, la aventura ofrece una gran libertad de elección si queremos consumir a todas las almas que encontramos o por otro lado, simplemente ponerle un fin a sus pesadillas y darles un eterno descanso. Al estar inspirado en Metroid, encontraremos un enorme escenario totalmente abierto para explorar y encontrar secretos, pero por razones obvias la mayoría de lugares serán inaccesibles, al menos durante las primeras horas de la aventura. Es necesario encontrar mejoras y conseguir habilidades especiales para desbloquear el paso a zonas de interés y de ese modo abrir atajos e interconectar aquel vistoso mundo de insectos.

Como es de costumbre las habilidades que posee nuestro diminuto caballero son las que vemos comúnmente en la mayoría de juegos; dash veloz, súper salto y un súper golpe contra el suelo, pero también existen otras algo más especiales, una carga frenética que permite volar temporalmente en la trayectoria que decidamos, sin duda un detalle genial y que recrea escenas muy pintorescas. Todas y cada una de estas habilidades especiales se perfeccionan con los las mejoras o encantos, que permiten ampliar la destreza de nuestro personaj y están pensados para sacar el máximo provecho del plataformeo de Hollow Knight.

En cierta forma la aventura se mide entre el toque metroidvania y el plataformeo con momentos muy frustrantes, más si optamos por descubrir todos sus secretos llegaremos a zonas que solo podrían haber salido del mundo de Super Meat Boy o Guacamelee. Y no solamente eso, el combate con sus Jefes Finales también incentiva esto, magnifica sus batallas en base al diseño de escenarios, creando plataformas a donde saltar y esquivar ataques o nos invita a usar sus paredes para mantenernos en el aire y evitar las trampas que rodean el suelo. Quizás el combate solo se maneje en base a dos ataques; uno cargado y otro más débil, pero gracias a las mejoras y al diseño, cada enfrentamiento es único y especial.

Por suerte el control del personaje es muy intuitivo y responde eficazmente a cada acción, evitando de este modo caer en errores prematuros. Igualmente Hollow Knight desarrolla un ritmo de juego pausado y a medida que la aventura avanza incrementa su dificultad y las exigencias. Además existen un popurrí de enemigos, en realidad son más de 140 a los cuales eliminar y cada uno presenta un particular diseño con sus propias mecánicas y movimientos, todos crean situaciones de combate diferente y más si llegamos al coliseo en donde tenemos que demostrar nuestra valía en tres implacables rondas de combate. Los enemigos lloverán de todas las direcciones y el escenario sufrirá cambios prematuros y violentos que llevan la destreza a un nuevo nivel, y nos adaptan a situaciones totalmente terribles, y esta, es otra de sus grandes características. Hollow Knight es un juego que sorprende a su paso, no solamente por el enorme contenido que tiene, sino por la forma en que reforma sus situaciones normales en algo totalmente sorpresivo.

Como mencione anteriormente, la exploración es un punto importante, y justamente por ello encontramos un amplio mundo que esconde una gran cantidad de secretos; mejoras, ítems de interés, personajes con tareas secundarias. Todo esto y mucho más, también existen medios de transporte que interconectan las diferentes zonas y ofrecen puntos de descanso. Los clásicos vendedores de objetos comunes, mejoras y otros algo más peculiares, pero acá entra en juego algo mucho más original. Hollow Knight introduce un mapa que se actualiza y modifica en base a nuestro recorrido, corta con toda la automatización del resto de juegos, y lleva la recreación de cada zona a un punto de inflexión. El cartógrafo es el personaje que permite adquirir el mapa y los ítems de interés; compases o plumas para reeditar el mismo y desbloquear puntos de interés que ofrecen una vista más clara de las inmediaciones, y permiten destacar las zonas de confort, viaje y el resto de personajes.

Como podemos ver, Hollow Knight toma prestada muchas ideas de otros juegos, pero una vez más, Team Cherry las lleva a un nuevo nivel, mejorando y potenciando de una manera drástica e inmejorable su fórmula de juego. La ambición por crear algo completamente original se respira a cada paso que realizamos en el fantástico mundo de Hallownest.

Por desgracia no todo es tan favorable, la única contra que tiene actualmente Hollow Knight es el suttering, el framerate es inestable y genera muchas situaciones difíciles de superar llevándonos a perder o caer en ataques o trampas inesperados, y lo peor de todo esto es perder las Geo (monedas de intercambio), si podemos volver al lugar donde caimos victimas y luchar contra nuestro espiritu oscuro para recuperarlas, pero al perder en zonas llenas de trampa o de cierta exigencia sumado a los problemas de rendimiento, resulta complicado salir victorioso de esas situaiones.

El mayor enemigo que actualmente presenta Hollow Knight es justamente su tasa de FPS. Además existe una zona donde el framerate roza lo absurdo y baja incluso a 3 o 5 FPS y se mantiene así durante todo el nivel. No sucede todo el tiempo, pero cuando lo hace lleva a desesperarnos de una muy mala manera. Un punto a tener en cuenta para aquellos que deseen embarcar esta épica aventura. Solo resta esperar a futuros updates que mejoren y estabilicen su rendimiento.

En lo que respecta a su apartado visual, Hollow Knight presenta un diseño artístico fascinante, recrea un mundo totalmente orgánico y repleto de vida con un gran amor por el detalle. Desde el más pequeño de los insectos hasta el más grande tienen rasgos especiales, un trazo característico y una concepción original.

De igual forma funciona el mundo de Hallownest, ciudades con una arquitectura gótica que convive en la tristeza, gracias a sus derruidos escenarios o quizás por la escenografía y climatología que se apropia de estos, en especial City of Tears. Como su nombre lo indica la lluvia luce como un manto de lágrimas que se adapta a un reino que se difumino hace mucho tiempo. Del mismo modo podría hablar de otras zonas como The White Palace con un diseño de vanguardia donde deja atrás la tenue y oscura atmosfera que se vive actualmente en Hallownest para introducir algo de brillo y esperanza en un reino olvidado. Visualmente Hollow Knight es una pintura en movimiento y actualmente no existen palabras para definir el superlativo trabajo que presenta cada uno de sus escenarios y personajes.

Dejando de lado la cautivadora escenografía, Hollow Knight también compone una banda sonora soberbia con unos trabajos instrumentales magníficos que toman como principal punto de medios los sonidos rítmicos y clásicos.  Unas serie de melodías tranquilas a base del piano o el arpa y otras algo más fuertes como el violin que entran en armonía para recrear canciones admirables que se adaptan a cada escenario y lo que es aún más importante, a lo que sucede en pantalla.

20170224130441_1

Hollow Knight lleva el termino metroidvania hacia el infinito y en su camino alcanza a cumplir con todas, y cada una de las expectativas que prometió durante su campaña de Kickstarter e incluso se toma la molestia de elevar la vara hasta niveles ridículamente absurdos. Nació con un presupuesto ajustado y bajo el amparo de un estudio compactado, sin embargo eso no fue suficiente para ceñir su ambición. Team Cherry demuestra que no conoce límites. Hollow Knight es un juego que no posee puntos flojos, quizás peca de un rendimiento algo inestable, pero nada que afecte significativamente la experiencia final.

Es un juego que despierta sensaciones y permite un momento para sorprender con la escala de su contenido. Ante una encantadora dirección artística y la simple, pero desafiante jugabilidad, toma forma una aventura inigualable con un mundo de crecimiento constante. Escenarios que exigen precisión y un control intuitivo para dar caza a los cientos de insectos que habitan el orgánico universo de Hollownest.

En fin, Team Cherry es un estudio minúsculo, pero de un potencial enorme, tan solo necesitaron de un juego para alcanzar un increíble éxito. Hollow Knight se abre camino ante los titanes del género y no tiene miedo en desafiarlos. Ambicioso como ningún otro, de dimensiones enormes como si fuese un RPG y con la esencia pura de la saga Souls, profundamente brutal. La falta de innovación y determinación es cosa del pasado, Team Cherry llega para poner las manos sobre la mesa y cautivar con la admirable devoción de su obra, un viaje hacia lo actual e intemporal

PCMRFINALBANNERSCORE

NOTA FINAL: 10/10

Puntos Positivos:

  • Un mundo extrañamente vivo y alucinantemente enorme.
  • El apartado visual es soberbio.
  • Mejoras y habilidades para explotar al máximo su enigmático mundo.
  • Más de 140 enemigos.
  • Épicos enfrentamientos finales.
  • La gestión que elabora para transitar en su mundo a base de mapas y monorrieles o criaturas.
  • El diseño de City of Tears, increíble.
  • La eficaz combinación entre la acción y las mecánicas de plataformas.
  • Una historia que guarda muchos secretos.
  • La inclusión del Coliseo.

Puntos Negativos:

  • El framerate resulta algo inestable.

 A continuacion pueden encontrar la galeria de videos con todas las Boss Fight de la campaña.

Deja un comentario